Descubre qué plásticos evitar para proteger tu salud

Plásticos tóxicos

Si alguna vez te has preguntado si los plásticos que utilizas en tu día a día pueden tener consecuencias para tu salud, este artículo es para ti. En él, encontrarás información sobre los tipos de plásticos que pueden ser peligrosos y cómo identificarlos, así como consejos para reducir tu exposición a esos plásticos y alternativas más seguras que puedes utilizar.

Indice

¿Por qué algunos plásticos pueden ser peligrosos para la salud?

Existen varios tipos de plásticos que pueden contener sustancias químicas dañinas para la salud. A continuación, te explicamos cuatro de los más comunes:

1. ¿Qué son los ftalatos?

Los ftalatos son sustancias químicas que se utilizan para ablandar y flexibilizar el plástico. Pueden encontrarse en productos como juguetes, productos de limpieza y envases de alimentos. Algunos estudios han relacionado los ftalatos con problemas hormonales, reproductivos y de desarrollo en animales y humanos.

2. ¿Qué son los BPA?

El BPA es un químico que se utiliza para fabricar plásticos resistentes y duraderos, como los envases de plástico duro o las botellas de agua. Los estudios han vinculado la exposición al BPA con un mayor riesgo de enfermedades cardiovasculares, diabetes, obesidad y problemas reproductivos, así como con alteraciones endocrinas.

3. ¿Qué son los PCB?

Los PCB son un tipo de sustancia química que se utilizaba en la fabricación de plásticos, así como en algunos pesticidas y productos eléctricos. Los PCB se han relacionado con problemas de desarrollo en niños y efectos tóxicos en el medio ambiente.

¿Reciclas correctamente? Aprende qué se pone en cada contenedor

4. ¿Qué son los microplásticos?

Los microplásticos son pequeñas partículas de plástico que se han convertido en un problema ambiental global. Se encuentran en productos como cosméticos, productos de limpieza y prendas de vestir, y pueden acabar en los mares y los océanos. Se ha demostrado que los microplásticos pueden absorber y liberar contaminantes químicos, así como causar daño a los organismos marinos.

¿Cómo identificar los plásticos menos seguros?

Para saber si un plástico puede ser peligroso, es importante fijarse en el tipo de plástico y en los símbolos que aparecen en su etiqueta. Algunos de los plásticos que deben evitarse son el PVC, el policarbonato y el policluro de vinilo. Busca, en cambio, plásticos como el PET, el PE, el PP o el PS, que son más seguros.

Consejos para reducir la exposición a los plásticos peligrosos

Hay varias formas en las que puedes reducir tu exposición a los plásticos peligrosos:

  • Evita calentar alimentos en recipientes de plástico
  • Bebe agua de una botella de vidrio o acero inoxidable en lugar de plástico
  • Compra productos frescos en lugar de envasados
  • Usa recipientes de vidrio o acero inoxidable para almacenar alimentos y líquidos

Alternativas a los plásticos más peligrosos

Afortunadamente, existen alternativas más seguras y sostenibles a los plásticos peligrosos. Algunas de ellas son:

  • Envases de vidrio o acero inoxidable
  • Productos de madera, bambú o algodón
  • Bolsas de tela en lugar de bolsas de plástico
  • Productos sin envase o envueltos en papel o cartón

Conclusión

Ahora que conoces más sobre los plásticos que pueden ser peligrosos para la salud, es más fácil tomar decisiones informadas sobre qué productos utilizar. Recuerda revisar los símbolos en la etiqueta y elegir productos más seguros y sostenibles para ti y para el planeta.

Nombre del plástico en botellas de agua y refrescos

Deja una respuesta

Go up